Un fotógrafo con sus fotografías, son un remedio contra el olvido

Un fotografo en Gijon con sus fotografias

Vivimos en una constante contradicción cuando sabemos que el tiempo es el peor enemigo de la memoria y sin embargo tenemos en nuestras manos o en nuestras cámaras fotográficas miles de fotografías que representan otros tantos recuerdos.


Pero las cámaras se estropean, se pierden o no son nada prácticas para contemplar esas fotografías que tantos recuerdos nos traen y que sin embargo también pasaran al olvido a menos que hagamos un revelado y las conservemos en papel como nos aconseja nuestro fotógrafo.

Otra de las contradicciones es cuando echamos en falta tantas y tantas fotografías de nuestros antepasados y que nos habría gustado tener  entre las manos para imaginarnos como eran, como vivían, y nosotros, que les vamos a dejar a nuestros nietos? Un teléfono móvil lleno de fotos? o un ordenador con aún más fotos?.


Deberíamos de tener la obligación de legar a nuestros nietos aquello que nosotros no hemos podido tener aunque no sea más porque en aquellos tiempos no era fácil acudir a un fotógrafo o revelar unas fotografías.

Escribir comentario

Comentarios: 0